Asia

China

previous arrow
next arrow
Slider

Durante milenios, grandes poetas, embajadores, pintores, eruditos, arqueólogos y aventureros, con su incansable curiosidad, consiguieron hacernos soñar trazándonos los caminos de estas tierras lejanas.

Yunnan, el Shangri-la chino descrito por James Hilton en su novela Horizontes perdidos, es sin duda uno de los lugares más bellos de China que podremos explorar. Situado en el sudoeste de China, comparte frontera con Birmania, Laos, Vietnam, y Tíbet donde conviven 26 grupos étnicos distintos. Un mosaico de lenguajes, etnias, religiones y tradiciones culturales que podremos recorrer siguiendo rutas muy diversas. Un formidable paraíso botánico subtropical con fértiles valles, junglas, terrazas de arrozales, bosques húmedos repletos de plantas endémicas que se bañan en los ríos más emblemáticos de Asia; el Mekong, el Yangtzé, Saluén, el rio Rojo y el rio de la Perla. Sus majestuosas montañas a un nivel medio de mil metros sobre el nivel del mar, nos conducen a través de la antigua ruta del té hasta las rutas del Himalaya. La gran provincia rojiza de Sichuan, cuna de la civilización del hombre de Bronce, nos sorprenderá con escenarios teatrales y una sugerente, aromática y picante cocina.

Proponemos también, viajar al oeste de la provincia de Zhejiang, donde se encuentra el condado de Anji y podremos retirarnos en un resort ecológico, para amantes de la naturaleza, lejos de la polución y el ruido rodeados por un bosque de bambú de 60.000 hectáreas. Este oasis también nos reserva aventuras intensas: excursiones en las que escalaremos montañas majestuosas para alcanzar lagos y cascadas increíbles, atravesar profundas simas por puentes colgantes y descenderemos los ríos con balsas tradicionales de bambú. Visitaremos los tesoros culturales de Hangzhou, lugar donde los emperadores de Pekín se retiraban a descansar. Sus lagos y canales dibujan un espacio encantador, entraremos en sus pagodas y templos y comprobaremos porque Marco Polo dijo que era “La ciudad más suntuosa y elegante del mundo”.

No podremos abandonar este antiguo imperio sin detenernos en Pekín, con sus más de 3.000 años de antigüedad y recorrer sus grandes símbolos, como el Palacio Imperial, también llamado Ciudad Prohibida o la plaza de Tian-An-Men.

Por otro lado, la moderna China representada por la ciudad de Shanghái, la mayor del país y un gran centro comercial e industrial, donde no debemos dejar de visitar el puerto y su bullicioso centro, un paraíso para las compras.

Atrás

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies